Crónicas de Monte: Navalcastaño, Los Merinos del Poniente y El Perdigón.

31/12/2020

NAVALCASTAÑO

ORGANIZACIÓN: MONTERÍAS CARLOS VILLAR

Localidad:

Fecha: 18-12-2020

P: 20+10 a J

RH: 18

Cupo: 2V+J

Tipo Finca: Cercada

Nº Has. Monteadas:

Resultado:  

V: 24 (1 oro y varias homologaciones más)

J: 51 (5 navajeros)

CRÓNICA de la Montería:

Este viernes 18 cazamos la finca Navalcastaño, la cual tuvimos que retrasar por culpa de este maldito año. 

Teníamos muchas expectativas puestas en ella dada la gran cantidad y calidad de sus venados, pero no salieron las cosas como en un principio esperamos.

La climatología no acompañó. Una gran niebla al empezar la montería hizo que bastantes reses se salieran de la mancha sin que los puestos pudieran tirarlas.

El resultado final fue de 24 venados (un oro de 195 puntos) y 51 jabalíes (5 bocas)

Le doy las gracias a todos los monteros que una vez más confían en nosotros, y que saben que tendrán su recompensa más pronto que tarde. 

También dar las gracias a Antonio, el guarda, que ha hecho todo lo posible porque estuviera todo a punto, así como a la propiedad por el trato recibido, que ha sido excelente.

Seguimos luchando (yo ,mi socio y Sebastián ) para que lo que queda de calendario podamos seguir disfrutando de lo que nos gusta: La caza.

 

 

LOS MERINOS DEL PONIENTE

ORGANIZACIÓN: PEÑA MONTERA SIERRA y RIBEROS

Localidad: Casas de Millán

Fecha: 19-12-2020

P: 38

RH:

Cupo: libre

Tipo Finca: Abierta

Nº Has. Monteadas:

Resultado:  

V: 12

G: 11

MF: 2

J: 6 (2 navajeros)

CRÓNICA de la Montería:

El sábado 19 de diciembre cazábamos la finca “Los Merinos del Poniente”, ubicada en el término de Casas de Millán. A lo largo de la semana las previsiones climatológicas no habían sido de lo más optimistas, y finalmente la lluvia no se hizo de rogar, acompañándonos desde primera hora del día.

A las 8:30h estaban puntuales a la cita todos los monteros en el Bar “Los Niños” de Casas de Millán. Tras un tiempo de espera, en el que se estaba sopesando si finalmente se cazaba, se optó por dar la montería, indicando Miguel Ángel, capitán de la misma, que si alguno de los allí presentes no quería cazar, sin ningún problema se le devolvía el importe del puesto reservado.

La decisión fue unánime: ¡Adelante!, dando comienzo el sorteo de los 38 puestos y acto seguido, sin más dilación, empezaron a salir las armadas.

Cerrada la mancha se procedió a la suelta de las rehalas. No tardaron “Los galácticos” de Dolfi en mover las pelotas de reses que se encontraban en el ribero. Los tiros comenzaron, repartidos desde el cierre de Los Furrieles hasta el cierre del Vaqueril, haciendo presagiar un buen resultado.

Con el toque de caracolas, comenzaron a conocerse los lances ejecutados por los monteros. El resultado final fue de 12 venados, 11 gamos, 6 cochinos (dos navajeros) y 2 muflones, que con seguridad hubiese sido más amplio, si el tiempo hubiera acompañado.

Felicitar y dar la enhorabuena a las rehalas y postores por el gran trabajo realizado y a todo el personal que de una forma u otra hizo posible que la montería se desarrollara perfectamente a pesar de las condiciones climatológicas tan adversas con las que nos encontramos.

 

EL PERDIGON

ORGANIZACIÓN: MONTEROS DE SIEMPRE   

Localidad: Don Benito (BA).

Fecha: 08/12/2020

Puestos: 57

Rehalas: 28

Cupo: Libre

Tipo Finca: Abierta

Nº Has. Monteadas: 750

Resultado:  

V: 25

J: 20

CRÓNICA de la Montería:

Citaba a las 8:30 Isaac Álvarez capitán de monteros de siempre a sus socios en la ermita de las cruces de Don Benito, hoy cazamos «el perdigón» finca que año tras año resulta siempre muy entretenida y se esperaba este año repetir resultado.

A la par que los monteros iban llegando, ocupaban su lugar en la fila de vehículos y tras saludar al capitán de montería en su mesa, recogían su papeleta y colocaban el coche en la fila detrás del postor que les había sido asignado, para así, sin demora, partir hacia la mancha.

No se había terminado muy bien de cerrar la mancha y ya se escuchaban las primeras detonaciones por las armadas que ya estaban listas, presagiando que iba ser un día muy muy entretenido.

Al poco de soltar las rehalas se paralizaba la montería por un problema de salud del amigo Campa, de Rehalas el Portón, que tenía que ser trasladado al hospital. Una vez recompuesta la línea de rehalas se procedió a liberar a los canes en los demás puntos de suelta y fue cuando comenzó el estruendo de ladras y lances. Muchas ladras tras las reses y numerosos disparos en casi todas las armadas que veían caza y jugaban numerosos lances.

Montería de las entretenidas de principio a fin y de estar, muy, pero que muy pendientes, dado que el fuerte viento que reinaba y la lluvia débil que a rachas fue besando las frentes desnudas de los monteros, dificultaron de sobremanera ejecutar los lances en los puertos, que veían como los escurridizos guarros se colaban entre las posturas, por lo apretado de los tiraderos de la cuerda, dado que no se les escuchaba llegar.

Así, Juan Antonio Grajera abatía un venado en el 5 del cierre castillo, mientras que en el Cierre de la Huesa, por el número cuatro intentaba salirse el venado más grande de la montería, pero se topaba con la mano diestra de Javier Simón Gonzálo, que se hacía con él.

En el cierre los Pinos por el número tres Pedro Guerrero se hacía con un venado bonito.

En el tres de la traviesa del castillo, Alejandro Martínez cobraba otro venado de montería, al Igual que Francisco Gaspar en el número cinco de la misma armada. La misma suerte corría el amigo Ignacio Udaondo que se hacía con otro venado.

En el número dos del sopié 2 venados y un buen navajero cojo cobraba el amigo Luis Mayoral, y Andrés González en el seis del sopié cobraba otro venado al igual que su vecino Alejandro Rodríguez en el número siete y su convecino Juan Pedro Partido en el número ocho.

Disparos de principio a fin en una montería con la caza muy repartida y que mantuvo en vilo a los monteros hasta que el postor les retiraba.

Los afortunados acudieron a la junta de carnes a recoger sus trofeos, que poco a poco fue sacando la organización, llegando a mostrar un total de 25 venados, destacando cuatro de ellos de muy buen porte y 20 jabalíes con una muy buena boca y cuatro navajeretes más.

Sin duda, el gran trabajo realizado durante todo el año por propiedad y organización en la mancha propició que una vez más, El Perdigón, se superase a sí mismo.

Cerraba así Isaac Alvarez un puente montero con un inmejorable sabor de boca para sus habituales.

Fte: Carlos Casilda Sánchez.

 

 

 

También te puede interesar…

Pretemporada de Puebla y Estéllez

Pretemporada de Puebla y Estéllez

"Cuando pensábamos que estábamos en vías de superar la crisis sanitaria, que tanto deslució nuestros días de montería,...

Montería El Tamujar.

Montería El Tamujar.

Espectacular finca adehesada en plena sierra de Andújar, los puestos son naturales a testeros entre bonitos encinares....

0 comentarios