Publicado el

Carne de Caza Silvestre: un punto de apoyo para recuperar el equilibrio tras los excesos del arranque del año.

Una familia tan variada como sabrosa

 

  • Tanto las aves como los mamíferos que forman la familia de especies cinegéticas tienen en común un perfil graso ajustado

 

  • Un alimento natural lleno de proteínas de alto valor biológico con un aporte calórico compatible con los objetivos de recuperación tras las fiestas

 

  • A la plancha o al horno y con verduras, las formas de elaboración más ligeras para disfrutar de ellas

 

(24 ene. 2020). Las carnes cinegéticas se encuentran en su momento óptimo de consumo con las frías temperaturas características del invierno, época en la que se encuentran en su apogeo de aroma y de sabor. Una consecuencia directa de la regulación propia de la caza, que promueve una explotación sostenible de este recurso.

Las tradicionales celebraciones de las fiestas navideñas en España suponen un parón para muchos de los hábitos saludables que habitualmente sigue la población debido a la mayor ingesta de alimentos y bebidas con un elevado perfil calórico. El resultado de este cambio en las rutinas habituales tiene consecuencias muy negativas para nuestro organismo. Diversas fuentes señalan que la cantidad media de aumento de peso corporal se estima en hasta cuatro kilos. A la hora de buscar soluciones para recuperar el equilibrio y los hábitos de vida saludable, el consumo de Carne de Caza Silvestre tiene todo lo necesario para ser nuestro aliado, entre otros beneficios, gracias a su perfil graso ajustado.

 

Un producto apropiado para combatir los excesos navideños

Con elaboraciones más clásicas, entre las que destacan recetas con aves, como en cocción a baja temperatura, a la plancha o al horno, acompañadas con verduras, hasta otras más innovadoras, la Carne de Caza Silvestre es el producto ideal para elaborar unas recetas equilibradas, sabrosas y con un reducido aporte de grasa, que se adapta a un sinfín de ocasiones.

Al contar con una reconocida excelencia gastronómica, estas viandas están preparadas para satisfacer a todos los amantes de los productos auténticos y naturales. Su exigente proceso de cría hace que esta sea una carne 100% silvestre que cuenta con los máximos procedimientos de control higiénico-sanitarios que la dotan de una personalidad única y diferenciadora.

Quienes buscan productos con bajo aporte calórico están de suerte, ya que la Carne de Caza Silvestre de origen europeo es un pilar gastronómico con un perfil organoléptico propio, gracias a su origen salvaje, que también destaca por sus proteínas de alto valor biológico. La cría de las especies cinegéticas se produce en libertad total y bajo una alimentación silvestre compuesta por hierbas y recursos vegetales.

 

La Carne de Caza Silvestre de España, a través de su asociación Interprofesional, está desarrollando un programa para incentivar el conocimiento y consumo de estas especies. ASICCAZA cuenta con la financiación de la Unión Europea para esta iniciativa de tres años de duración.